CPIU EnCPIU in English

¡Bienvenido a CPIU español! 25 de Abril, 2017

Legislación

La Ley

Tenga en mente que a continuación hay partes de leyes que la CPIU ha apoyado o escrito para proteger major a los niños de depredadores infantiles.  Sin embargo, si usted desea, puede ver una página que construímos que desglosa las leyes que cambian estado a estado.  Por ejemplo: Edades de Consentimiento, leyes de Seducción a un Menor, y cosas que en realidad cambian solamente de estado a estado.

Legislación que Combate la Pornografía Infantil, Pedófilos, y Delicuentes Sexuales.

A continuación hay partes de legislaciones a las que se estan oponiendo actualmente y necesitan su ayuda para detener a los Pedófilos, Aquellos involucrados en redes de Pornografía Infantil y otros Delincuentes Sexuales (Por ejemplo: violadores, maestros que acosan/abusan sexualmente a los estudiantes, etc.)

Responsabilidad de las Facultades Escolares

– En 20 estados, no es un crimen que los empleados escolares – incluyendo profesores, administradores y entrenadores – tengan sexo con estudiantes de 16 años y mayores.
– En 23 estados, no es un crimen que los empleados escolares tendan sexo con estudiantes de 17 años y mayores.
– En 45 estados, no es un crimen que los empleados escolares tendan sexo con estudiantes de 18 años y mayores.

Contacte a su distrito escolar; averigüe si su estado es uno de esos que permite esa clase de comportamiento.  Averigüe que precauciones se están tomando, y pregunte como manejan ese tipo de situaciones.  Si su estado es uno de esos estados, contacte a su representante/legislador e infórmelos de ello, luego presiónelos a pasar una ley que cambie esto y eleve el estándar de no tener relaciones sexuales con un estudiante en su puesto de trabajo.

El Acta de Debbie Smith

¿Se siente seguro/a en su propia cocina? Igual se sentía Debbie Smith en una tranquila tarde del viernes en Williamsburg, Virginia.  Había completado las tareas del día y su esposo, el oficial de policía Robert Smith, estaba arriba tomando una siesta.  Pero el idilio de Smith fue roto por el hombre que entró en su casa, le vendó los ojos y la forzó a salir hacia los bosques detrás de su casa donde la violó repetidamente.  Al final de la pesadilla, el atacante de Smith le dijo: “Recuerda, sé donde vives y regresaré y te mataré si le dices a alguien.”

Eso fue el 3 de Marzo de 1989.  Gracias a su esposo, Smith hizo todo lo que una víctima de violación debe hacer: Fue inmediatamente a las autoridades, que recolectaron lo que se llama un kit de violación – muestras de fluido y cabellos dejados por el violador, que pueden revelar su ADN (o mapa genético único).

Luego comenzó la espera.  Tomó seis largos años para que el kit de violación de Smith fuera analizado, tiempo durante el cual vivió en miedo constante.  Finalmente, el ADN de su violador fue identificado – y concordaba con una muestra de sangre de la base de datos de una prisión. Norman Jimmerson, un convicto que ya estaba sirviendo una condena por otro crimen, fue encontrado culpable de haber violado a Smith y sentenciado a dos cadenas perpetuas más 25 años en prisión.  Nunca saldrá bajo palabra.

De acuerdo con el Departamento de Justicia de los EE.UU., una mujer es violada cada seis minutos en ese país y muchos violadores cometen ese crimen ocho a diez veces antes de ser capturados.  Esto significa, que en cualquier momento dado, hay literalmente millones de sobrevivientes de violación que esperan oir que su atacante ha sido capturado.  Smith esperó seis agonizantes años para que se hiciera justicia.  Otras mujeres no tienen tanta suerte.  Muchas enfermeras y oficiales de policía no saben que hacer – sea con evidencia o con la misma víctima – cuando una mujer llega y dice: “He sido violada.” Incluso si las autoridades recolectan un kit de violación, puede ser pobremente manejado y declarado inadmisible en la corte, o simplemente dejado para que agarre polvo hasta que el estatuto de limitaciones para condenar la violación haya pasado. El Departamento de Justicia reporta que hay aproximadamente 150.000 a 500.000 kits de violación que aún tienen que ser analizados debido a que los oficiales de la ley están cortos tanto en personal como en fondos para recolectar los kits  y emparejar la evidencia recolectada con las muestras de ADN existentes de criminales conocidos.

Una nueva legislación, llamada por Debbie Smith, el Acta de Debbie Smith/ADN Acta De Justicia contra el Asalto Sexual del 2003, busca remediar este triste estado de las cosas.  Con patrocinantes como los Representantes Carolyn Maloney (D-NY) y Mark Green (R-WI) y las Senadoras Hillary Rodham Clinton (D-NY) y Maria Cantwell (D-WA), , el Acta de Debbie Smith/ADN Acta De Justicia contra el Asalto Sexual del 2003 pide $250 millones en financiamiento para ayudar a que la investigación y condena de los casos de violación sea más eficiente.  Los Estados usarán esos fondos para crear un kit de violación estándar, mantener una base de datos de registros de ADN y crear programas para entrenar enfermeras especializadas para recolectar evidencia que será siempre admisible en la corte.  En conjunto, estas iniciativas podrían ayudar a resolver el enorme trabajo atrasado de casos de violación no resueltos.

“Cada uno de estos casos paralizados representa vidas de mujeres” dice Debbie Smith.  “Muchas mujeres quedan paralizadas después del ataque debido a que el violador sigue allí, y nunca sabes si va a regresar.” El emocional testimonio de Smith hizo llorar a muschos legisladores de Washington y los movió a la acción.  “Nunca podremos quitar el dolor y angustia que esas víctimas tienen que soportar, pero podemos trabajar para darles apoyo completo los profesionales de la salud, oficiales de la ley y otros que asisten a las víctimas en el período crítico de secuelas que sigue a los asaltos,” dice Rodham Clinton.  “Es vital que estos profesionales estén lo suficientemente entrenados…para que las víctimas puedan tener confort de la gran seguridad de que los perpetradores de los crímenes cometidos contra ellos serán aprehendidos y juzgados con todo el peso de la ley.”

La Alerta Amber

La Alerta Amber es un sistema de alerta público que le iformará de cualquier niño perdido en su area.  No solamente hay señales sobre caminos inter estatales y muy populosos, las estaciones de televisión y radio interrumpirán su programación normal y lo alertarán del niño que ha sido secuestrado o que está en peligro de daños físicos por otra persona.

Afortunadamente, este plan fue pasado recientemente en cada estado.

Contacte a sus Legisladores.

Nuestras legislaciones estatales y federales tienen el poder de crear y cambiar leyes que reducen los incidentes de abuso sexual de educadores en nuestras escuelas.

Nuestras legislaciones estatales y federales tienen el poder para proveer financiamiento para el entrenamiento de todo el personal escolar, así como nuestro sistema de justicia criminal acerca del abuso sexual de educadores.  Nuestras agencias gubernamentales deciden que temas naciones deben ser estudiados y escoge el tipo de proyectos de investigacions que serán financiados por dinero del gobierno.  ¡Demande la investigación en el impacto del abuso sexual educador estudiante!

Dígale a sus legisladores estatales y federales acerca de su preocupación contra el abuso sexual de educadores.  También, dígales que piensa que debería haber castigos más duros a los abusadores sexuales convictos como Pervertidos/Pedófilos.

Asegúrese que su estado tenga las leyes para procesar CUALQUIER maestro que haya tenido contacto sexual con CUALQUIER estudiante.

Be Sociable, Share!